Calefacción eléctrica: radiadores, suelo radiante y otras opciones

Energy Call
¡Selectra te ayuda con tus gestiones!

Si necesitas asesoramiento sobre instalaciones puedes llamarnos gratuitamente.

Calefacción eléctrica

¿Cuándo cuesta la calefacción eléctrica? Precio de la instalación y características de cada sistema de calefacción. ¿Cuál es la mejor forma de calentar tu vivienda?

Características de la calefacción eléctrica

La energía eléctrica es una de las opciones más utilizadas para tener calefacción en el hogar o en una segunda vivienda, especialmente en zonas no demasiado frías. Para ello, será necesario tener contratada una potencia adecuada que abastezca la energía demandada.

Aunque existen diferentes sistemas y cada uno tiene sus particularidades, la calefacción eléctrica tiene muchas características en común:

¿Es recomendable instalar calefacción eléctrica?

  • Sin instalación. No es necesario realizar una obra de instalación, ya que será suficiente con repartir radiadores por toda la vivienda. Aunque también es posible instalar suelo radiante eléctrico.
  • En cualquier inmueble, independientemente de su situación geográfica, a diferencia del gas natural, que no está canalizado en todo el país.
  • Energía limpia, ya que no emite olores, humos o gases.
  • Servicio ininterrumpido. Permite una calefacción continua, a diferencia de la calefacción con gasoil o propano.
  • Precio elevado. Es el sistema de calefacción más caro del mercado, debido al alto coste de la electricidad.
Comparador de tarifas de luz y gas

¿Qué tarifa eléctrica contratar?

Comparamos todas las compañías para que encuentres la tarifa de luz que se adapte mejor a tu sistema de calefacción.

Solicita asesoramiento gratuito

Tipos de calefacción eléctrica

Para tener calefacción eléctrica en el inmueble existen diferentes opciones, y se detallarán a continuación sus particularidades y precios de instalación:

  1. Radiadores eléctricos
  2. Suelo radiante
  3. Bombas de calor
  4. Paneles radiantes

Radiadores eléctricos

Los radiadores eléctricos están compuestos por resistencias que producen el calor y paneles de distintos materiales. Según su mecanismo pueden ser acumuladores de calor, convectores o radiadores de fluidos:

 Acumuladores de calor

Los acumuladores se pueden instalar en la pared o dejarse en modo portátil. Junto a una tarifa eléctrica con discriminación horaria es uno de los radiadores eléctricos más eficientes.

Su sistema permite acumular el calor en las horas cuando la electricidad es más barata y desprenderlo durante el resto del día. Existen dos tipos:

  • Acumulador dinámico: Son los más eficientes. Pueden cargarse en cualquier momento e incluyen un ventilador que ayuda a la transmisión de la energía.
  • Acumulador estático: Diseñados para cargarse durante la noche y liberar la energía de manera continua, por lo que son menos eficientes.

El precio de un acumulador dinámico puede situarse entre los 800€, mientras que un acumulador estático suele costar una media de 400€, aunque dependerá de la marca, el vendedor, etc.

 Convectores

Son radiadores portátiles pero presentan un consumo de luz bastante elevado y la habitación se enfría con rapidez una vez apagados, por lo que se recomiendan únicamente para estancias pequeñas o segundas residencias.

Su sistema utiliza el aire de la habitación y mediante una resistencia y un termostado lo expulsa caliente.

Un convector de 2000W, que permite calentar una habitación de 20m2, tiene un precio desde 20€.

 Radiadores de calor azul y de aceite

Los radiadores de aceite son los radiadores de fluidos más antiguos, que han evolucionado hacia los radiadores de calor azul: que en lugar de calentar aceite utilizan un fluido denominado "sol azul" e incluyen termostato. Aún así, requiere un consumo de electricidad muy elevado.

Ambos sistemas se calientan despacio, pero permiten mantener el calor aproximadamente cuatro horas tras apagarse.

Un radiador de calor azul, que permite calentar una estancia de 15m2, puede costar en torno a los 200€.

Suelo radiante

La calefacción instalada bajo el suelo es uno de los sistemas más eficientes y modernos para calentar una vivienda.

El suelo radiante que funciona con gas natural o aerotermia necesita de tuberías para distribuir el agua caliente. Sin embargo, para el suelo radiante eléctrico es necesario instalar un circuito de cables, en algunos casos con un termostado para programar su funcionamiento y mejorar su eficiencia.

Esta opción proporciona un calor inmediato y uniforme sin necesidad de requerir elementos visibles en la vivienda. En cambio requiere de una mayor inversión en su instalación.

Precio del m2 de suelo radianteEl sistema y la instalación del suelo radiante eléctrico suele costar entre 50 y 75€/m2. Por lo que para una habitación de 12m2 su precio rondará los 756€. La instalación puede tardar entre 3 y 6 días, dependiendo del tamaño de la habitación o inmueble.

Bomba de calor

Es un sistema de climatización que puede combinar la calefacción con el aire acondicionado. Transmite el aire frío o caliente del exterior al interior de la vivienda, con una válvula inversora.

Es de los sistemas eléctricos que menos energía consume para llegar a la temperatura marcada en el termostato, pero el calor generado se dispersa de forma muy rápida y no lo disrtibuye de forma homogénea.

El precio de una bomba de calor multi split y su mano de obra puede costar a partir de los 3.000€ para climatizar tres estancias de una vivienda. Su instalación podrá estar finalizada en un día.

Paneles radiantes

Las placas radiantes eléctricas producen calor por radiación, generando una mejor sensación térmica prácticamente desde su encendido.

Se puede instalar de forma sencilla a una pared o utilizarlas de forma portátil y son un 20% más eficientes que otros sistemas, como los radiadores de aceite.

Un panel radiante de 2000W, para una habitación de 20m2 tiene un precio a partir de los 100€.

Precio de la calefacción eléctrica

En la sigunte tabla se puede observar de forma general el gasto medio de la calefacción de electricidad frente a la calefacción de gas natural.

Se trata de una estimación, ya que como hemos visto siempre dependerá del certificado energético del inmueble, del propio sistema de calefacción: tipo, marca, modelo, certificación energética e incluso antigüedad, y por supuesto la tarifa de luz o gas contratada.

¿Cuál es el percio de la calefacción eléctrica?
Nº de ocupantes Calefacción eléctrica Calefacción de gas natural Ahorro al contratar gas natural
1 persona en vivienda de 50m2 856,75 €/año 448,96 €/año 407,79 €/año
2 personas en vivienda de 80m2 1.208,06 €/año 605,08 €/año 602,98 €/año
4 personas en vivienda de 110m2 1.630,68 €/año 792,89 €/año 837,8€/año
6 personas en vivienda de 150m2 2.146,63 €/año 1.022,18 €/año 1124,45€/año

¿Cómo ahorrar en calefacción eléctrica?

 Mejorar el aislamiento térmico

El aislamiento de una vivienda es uno de los factores que más influyen en el gasto de calefacción, ya que si el inmueble se enfría rápidamente será necesario mantener la calefacción más tiempo encendida o a una mayor potencia.

Un buen aislamiento de puertas, ventanas o incluso paredes ayuda a reducir el consumo energético en hasta un 50%.

Una vivienda con el certificado energético A (el más eficiente) puede ahorrar hasta 800€ anuales en calefacción frente a una vivienda con el certificado energético menos eficiente (G).

 Hacer un uso coherete de la calefacción

Con recomendaciones lógicas: como apagar la calefacción al salir de la vivienda y en habitaciones vacías, o no encenderla a una temperatura excesivamente elevada, se podrá conseguir un ahorro eléctrico.

Se calcula que por cada grado que se aumente la calefacción aumenta la energía consumida en un 7%.

 Cambiar a un sistema de calefacción más eficiente

Para lo que es recomendable comparar con otras energías:

Alternativas a la calefacción eléctrica

Existen varias opciones para tener calefacción en una vivienda o local:

 Calefacción de gas natural

La principal alternativa a la electricidad es la calefacción de gas natural, ya que el precio del kWh de gas es mucho más económico que el fijado por el mercado eléctrico, además de ser más cómodo y seguro que otros gases.

La calefacción de gas natural es la más empleada en España en aquellas zonas donde hay red de distribución. Conoce todas sus diferencias y elige la que mejor se adapte a tu inmueble: ¿Calefacción eléctrica o de gas natural?

 Calefacción de gasoil

La calefacción de gasóleo es otra de las alternativas más utilizadas en aquellos puntos en los que no llega la red de distribución. En este caso será necesario que un instalador autorizado realice la instalación correspondiente.

Al precio de la instalación habrá que sumarle el precio de la caldera y del depósito de gasóleo, por lo que supondrá una inversión mayor que en la calefacción eléctrica. Sin embargo, el precio del combustible será más económico.

 Calefacción de gas propano

El propano presenta características similares a las del gas natural, por lo que es otra de las alternativas bastante populares. Es una energía más económica que el gasoil y que la electricidad, pero también necesita de una inversión en su instalación y caldera. Además es menos cómoda y pueden sufrirse cortes en el suministro.

 Aerotermia

La aerotermia permite generar no solo calefacción y agua caliente, sino también refrigeración.

Para su funcionamiento también utiliza una pequeña cantidad de electricidad, pero principalmente funciona a través de la energía del aire del exterior para convertirla en climatización, por lo que es la fuente de energía más eficiente, consumiendo entre 3 y 4 veces menos que un radiador eléctrico.

91 198 12 18
Quiero instalar