Calderas estancas de Bajo NOx

Calderas de bajo NOx

La caldera es la herramienta que permite tener calefacción y agua caliente en el domicilio. Actualmente existen muchas calderas en el mercado aunque las de bajo NOx y de condensación son los aparatos más eficientes y los únicos que cumplen con la actual normativa europea.


¿Qué son las calderas de bajo NOx?

Las calderas de bajo Nox son la evolución de aquellas primeras calderas estancas que sustituyeron a las calderas atmosféricas, cuya venta está prohibida desde 2010.

Las calderas de bajo Nox reciben su nombre de los óxidos de nitrógeno, los más comunes son el óxido nítrico (NO) y el dióxido de nitrógeno (NO2). Estas calderas se denominan de bajo NOx porque consiguen reducir la emisión de los gases NOx para cumplir con los mínimos exigidos por la Unión Europea.

La caldera incorpora un diseño especial en el sistema de combustión que permite, no solo reducir la emisión de óxidos de nitrógeno, sino también mejorar la eficiencia de la caldera.

Normativa sobre las calderas de bajo NOx

En 2013, el Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios (RITE) estableció que en la sustitución de calderas con evacuación de gases a fachada en edificios, debían ponerse calderas de condensación o de bajo NOx (clase 5 en ambos casos).

En 2015, la Unión Europea puso en marcha la Directiva europea de Ecodiseño (Energy related Products ErP) con la finalidad de alcanzar los objetivos del plan EU20 (20% de eficiencia, 20% de reducción de emisión de gases y 20% de energías renovables).

Uno de los puntos clave de esta normativa ErP, entró en vigor el 26 de septiembre de 2018, exigiendo unos niveles mínimos de emisiones de Nox en los aparatos de calefacción y/o ACS, como calderas de gas y calentadores. La cuota de emisiones se fijó en una concentración máxima de 56 mg/kWh de Nox, quedando prohibidas las calderas con emisiones superiores a dicho nivel.

Debido a la normativa, las únicas calderas de bajo Nox que se pueden vender son las de clase 6. la comercialización del resto de calderas de bajo Nox está prohibida.

Evolución calderas de bajo NOx
Clase Nox Límite Nox (mg/kWh)
1 260
2 200
3 150
4 100
5 70
6 56

Hoy en día, los fabricantes están dejando a un lado las de bajo Nox y apostando por las calderas de condensación, ya que tienen una eficiencia mayor.

Funcionamiento de una caldera de bajo NOx

Las calderas de bajo Nox son calderas estancas, es decir, disponen de una cámara sellada donde se realiza la combustión por lo que no hay contacto entre la quema de combustible y el aire de la habitación. El oxígeno necesario para la combustión lo recogen del exterior de la vivienda mediante una tubería.

En cambio, las calderas atmosféricas, recogían el aire del interior de la estancia, lo que las hacía unas calderas poco seguras. Debido a estas carencias de seguridad fueron prohibidas y sustituidas por las calderas de bajo NOx.

Las calderas de bajo NOx tienen un quemador que es refrigerado por los tubos del circuito del agua. Esto hace que se rebaje la temperatura de los humos y a su vez se reduzcan las emisiones de gases contaminantes.

Las calderas de bajo NOx más recientes incorporan una tecnología de recuperación activa para poder superar el mínimo de eficiencia marcado en Europa. Este sistema consta de un fluido térmico que recibe el calor en la entrada de aire y un motor lo comprime para aumentar más su temperatura. Este fluido llega a un intercambiador donde cede el calor al retorno de la calefacción haciendo que la caldera tenga que trabajar menos ya que la diferencia de temperatura es menor.

Calderas de gas bajo nox: precios

Actualmente existen muy pocas calderas estancas de bajo NOx en el mercado, pues todos los fabricantes han optado por construir calderas de condensación. El precio de las calderas de bajo NOx está en torno a los 1.000 €, dependiendo de la marca y modelo. El coste es parecido al de las calderas de condensación y, por las ventajas que ofrecen las segundas, es mejor optar por estas.

A continuación, mostramos la caldera de bajo NOx que consideramos que tiene la mejor relación calidad precio del mercado: Sime Uniqa Revolution 25.

caldera de bajo nox Sime

 

 Precio: 1300 €

 

 Clase NOx 6: cumple con la normativa ErP de 2018, emitiendo menos de 56 mg/kWh. Por lo que se trata de una caldera con muy bajas emisiones reduciendo el impacto en la capa de ozono.

 Potencia de 22,9 kW: suficiente para calefactar viviendas de un tamaño considerable.

 Caudal 12,9 l/min: este caudal permite tener abierto un grifo y una ducha al mismo tiempo sin cortes de agua caliente.

 Rendimiento 93,4%: dispone de un recuperador activo que aumenta el rendimiento conforme a los requisitos ErP. Pero aún lejos de las calderas de condensación (hasta 109%).

 Condensados: no genera condensados, por lo que no es necesario realizar un desagüe para esta caldera.

El coste de la instalación de una caldera de bajo NOx depende de la empresa de gas autorizada que realice el trabajo. Es por ello que recomendamos pedir varios presupuestos antes de elegir un instalador. Pero, como media, se podría decir que el coste de instalación de una caldera de bajo NOx es de 350 €.

Nuestros asesores energéticos le ayudarán en todo el proceso de instalación

Presupuesto gratis 91 198 12 18

Ventajas de las calderas de bajo NOx frente a las atmosféricas

Como todas las calderas, las de bajo NOx también tiene ventajas e inconvenientes, aunque comparado con las atmosféricas son todo ventajas. Se trata de una caldera muy eficiente aprovechando el consumo de gas y reduciendo las contaminaciones. En el siguiente cuadro se muestran los beneficios de las calderas de bajo NOx.

Caldera de bajo NOx vs atmosféricas
Caldera de bajo Nox Caldera atmosférica
  • Reduce las emisiones contaminantes
  • Consume menos
  • Rendimiento de más del 90%
  • Cámara de combustión sellada
  • Emisiones altas
  • Consumo elevado
  • Rendimiento del 70-80%
  • Cámara de combustión abierta

¿Caldera de bajo NOx o de condensación?

Por sus características similares, las calderas de condensación y las de bajo NOx son las más instaladas en las viviendas ya que permiten un mejor aprovechamiento del gas. Pero existen diferencias entre las calderas de condensación y bajo NOx que influyen en el consumidor a la hora de elegir el tipo de caldera más apropiado.

La gran diferencia entre ambos tipos de calderas es el rendimiento. Pese a que las calderas de bajo NOx más modernas tienen una eficiencia muy alta (90%) y cumplen con la exigencia de la ErP del 2015 de tener una eficiencia superior al 86%, las calderas de condensación llegan hasta el 109% gracias a una tecnología que permite reaprovchar el calor latente en el humo de la combustión.

Caldera de bajo NOx vs condensación
Caldera de bajo Nox Caldera de condensación
  • Bajas emisiones
  • Rendimiento de más del 90%
  • Ahorro mínimo
  • Cámara de combustión sellada
  • No necesita desagüe
  • Escasa variedad de modelos
  • Bajas emisiones
  • Rendimiento de hasta el 109%
  • Ahorro de hasta un 30% en las facturas
  • Cámara de combustión sellada
  • Necesita un desagüe
  • Mucha variedad de modelos y marcas

Además, la fabricación de las calderas de bajo Nox ha caído en picada en favor de las calderas de condensación. Esto hace que haya muchos más modelos entre los que poder elegir y que sea más fácil encontrar piezas en caso de avería.

El único punto a favor de las calderas de bajo Nox es que no necesitan desagüe. En cambio, las calderas de condensación necesitan evacuar los condensados por lo que es necesario que a la hora de instalar la caldera se realice una conexión a cocina o baño.

¡No te pierdas nuestra comparativa!

Conoce los precios y características de las mejores calderas de condensación

Actualizado a
91 198 12 18
Quiero que me llamen